América pide justicia para Pablo Aguilar

16/03/2017

Cecilio Domínguez considera exagerada la sanción para su compatriota. Confiesa que no le gusta ir en camionetas blindadas a los estadios.

Para el paraguayo Cecilio Domínguez, delantero del América, la sanción de un año al zaguero Pablo Aguilar por encarar al árbitro Fernando Hernández es exagerada, “se diga lo que se diga”.

Pablo está bien, ayer estuvimos con él. Es una excelente persona, pero está dolido porque es una sanción exagerada, se diga lo que se diga. Aún así tiene mucha fe, que es lo más importante. Nunca vi algo tan increíble. Hay reglas, pero nunca vi una suspensión tan exagerada. Queremos que se sancione lo que se merece. Pedimos justicia, nada más”, sostiene.

A pesar de eso, Domínguez descarta que exista preocupación en el equipo sobre el futuro desempeño de los árbitros.

“No pienso en eso. Yo respeto mucho otros trabajos y me mentalizo en hacer lo mío. Queremos que todos lo hagan bien. Es triste lo que pasó. Todos sabemos lo que sucederá ahora si se le encara a un árbitro, muestra que no se debe protestar de esa manera. Yo creo mucho en ellos. Son humanos, se pueden equivocar. Todos los jugadores miran lo que pasó, para no volver a hacerlo”, complementa.

Previo a su primer enfrentamiento​ ante Pumas en Ciudad Universitaria, en uno de los duelos de mayor rivalidad en la historia del conjunto americanista, el atacante se muestra sorprendido por la trascendencia que tiene.

“Estoy muy ansioso por jugar, yo también jugué un clásico en mi país. Me dijeron que es muy difícil desde la llegada por cosas que pasaron antes. Pero estoy muy emocionado. No sabía muchas cosas. A mí no me gusta ir así al estadio (en camionetas blindadas), no me siento bien. Pero es lo que hay. Ojalá que este partido no tenga violencia ni nada malo”, indica.

Por último, el 10 de las Águilas reconoce que no han pasado buenos momentos en los últimos días, con la eliminación en la Copa MX y la sanción a Aguilar, pero confía en lograr levantarse.

“Recibimos muchos golpes, pero nos hacen fuertes. Vamos a tratar de hacer lo mejor el domingo, ya no queremos ser golpeados. Nos va a sacar de todo esto la unión del equipo. Es triste lo que pasó, pero me siento más fuerte que cuando llegué. Tenemos que ganar, no importa quien haga los goles. No me meto presión por hacerlos, si doy un pase es mucho mejor”, concluye.

Deja tu comentario

Más información sobre:

loading...

Suscríbete y recibe las noticias en tu correo

* Obligatorio