En el tablero

24/05/2014

EN EL CASO AEROSHOW, LA INDEMNIZACION SIN PRETEXTOS. La Comisión Nacional de los Derechos Humanos recomendó en el lastimoso asunto de la tragedia provocada por la troca monstruo, que el ayuntamiento de Chihuahua capital presentase disculpa pública a las víctimas directas e indirectas de tal lamentable suceso…Ayer el alcalde Javier Garfio encabezó la disculpa publica, cumpliendo estricta y únicamente con la recomendación…Quienes esperaban un reconocimiento de responsabilidad municipal a manera de confesión, se quedaron con las ganas…Ese apartado lo deberá dilucidar un juez penal…Lo que es cierto, es que el ayuntamiento debe avanzar en el tema de las indemnizaciones, con independencia de la responsabilidad pecuniaria que pudieran tener los organizadores a través de la asociación civil…La ley de responsabilidad patrimonial es muy clara cuando señala que la autoridad debe indemnizar con independencia de que posteriormente repita contra los responsables que pudieran resultar, o bien, aun cuando después pudiesen modificarse las cifras por alguna resolución judicial, siempre en beneficio de las víctimas…No hay pretexto para dejar de avanzar y concretar las indemnizaciones, a ocho meses de la tragedia…Un pequeño error de calculo entre los operadores legislativos del haber de retiro en beneficio de los magistrados electorales: el descrédito reciente de la clase política judicial enredada en la corrupción con los zares de casinos y juegos de azar, que llevo a la destitución de varios altos empleados vinculados con beneficios judiciales a casineros…Por ello, colocarse en papel de víctimas frente a la opinión publica nacional, pocos resultados les generó, tras el severo desaguisado, evidenciado con audio, donde funcionarios judiciales acordaban vía telefónica indebidos privilegios procesales y sustantivos en beneficio de los zares de los casinos…El tema del vivebus se habrá de prolongar hasta la semana que entra, si bien nos va, con la resolución judicial federal de la suspensión definitiva…Habra que demostrar jurídicamente lo que social y políticamente es mas que visible, la incapacidad de los concesionarios para prestar un servicio de calidad y eficiencia…El tema merece un replanteamiento de fondo, que sanee desde sus raíces el conflictivo y corrupto sistema de transporte público, que de manera integral es prestado con vehículos discontinuados y sin el mas mínimo cuidado…Es positivo que quien tiene la carga de los créditos asuma la responsabilidad plena del sistema, y no quienes desde la sombra de la concesión, únicamente se benefician en perjuicio de los usuarios…

Deja tu comentario

Más información sobre:

loading...

Suscríbete y recibe las noticias en tu correo

* Obligatorio