Vicentico, un pillo con suerte

7/11/2020

El músico argentino, quien ofrecerá un concierto esta noche, confesó ser un hombre que ha aprovechado las oportunidades. Habló de sus 35 años en Los Fabulosos Cadillacs.

Vicentico

Creció rodeado de música al tener distintos familiares que se dedicaban al arte: su padre fue titiritero y su abuelo fue el poeta Alfredo Bufano. Al tener dichas influencias, sumadas las propuestas musicales que estaban surgiendo en los escenarios argentinos de los 80 y con la influencia de algunas bandas británicas como Telón de Fondo, Gabriel Julio Fernández Capello, mejor conocido como Vicentico, saltó a los escenarios en 1985, hace exactamente 35 años, con Los Fabulosos Cadillacs, para luego, paralelamente a la agrupación, lanzarse como solista desde 2002.

Para mí 35 años en términos de lo que hicimos juntos es como si fueran dos años. Todo fue rapidísimo, es raro y peligroso en un punto, ya que nos trasforma a nosotros en unos niños eternos. Siento lo mismo que sentía cuando tenía 20 o 22, tengo la misma necesidad de escribir canciones, de salir a tocar, de estar con mis amigos haciendo música y me agarra la misma excitación cuando tenemos que estar en un concierto o grabar un disco. Cuando estoy solo, soy el más ingobernable soy yo mismo, lo cual a veces es muy desesperante y aburrido, pero me gusta mucho, me da más espacio para buscar nuevos caminos y decir las cosas de otro modo, mucho más suaves.

Podría decir que con Los Cadillacs todo es muy frenético, muy ruidoso y muy animal, mientras que cuando estoy como solista soy bastante más quieto y más suave. Son dos cosas diferentes, pero las dos me gustan mucho”, expresó Vicentico a Excélsior.

El músico de 56 años, quien ofrecerá hoy un concierto virtual desde el club La trastienda, en Argentina, se conectó con Excélsior vía Zoom, desde el patio de su casa en Buenos Aires, para hablar con cigarro en mano de su carrera, de lo importante que es su familia, de cómo ha disfrutado la pandemia, pues le permitió parar después de tantas giras y presentaciones, así de cómo se ve a la distancia y por qué cree que sigue vigente a pesar del paso de los años.

Me veo como alguien con suerte. Sí que es verdad que puede ser una virtud saber agarrar esa suerte, pero la verdad sí admito que fui bastante pillo, como decimos acá, o vivo, para usar esa suerte en favor de mi vida. Si me veo desde afuera o si me escucho desde afuera puedo decir que es muy personal el modo que tengo de cantar y me doy cuenta de que como canto es difícil confundir mi voz con otra. Eso no quiere decir que sea bueno, quiere decir que es muy personal. Supongo que esto último, mezclado con que tengo algunas cosas que decir y que me gusta tocar instrumentos y hacer canciones, en algún momento eso funcionó para que la gente me escuche”, contó.

El músico detrás de temas como Paisaje, Algo contigo, Creo que me enamoré o Morir a tu lado contó que, más allá de cómo lo pueda percibir la gente, él se percibe como “un señor al que le gusta estar con sus hijos y en su casa”, un hombre que disfruta de hacer el jardín o caminar por la playa.

Al ser un hombre de familia, con la que ha podido pasar más tiempo debido a la pandemia, es inevitable no preguntarle por su hijo Florián, quien le acompaña en el escenario cuando tocan con los demás miembros de Los Fabulosos Cadillacs.

Tocar con mi hijo para mí es increíble. No lo puedo creer y lo lindo que tiene para mí es como si desfragmenta todo lo que está fragmentado (sic), somos lo mismo, él es lo mismo que soy yo, yo soy lo que es él y lo mismo que somos todos ahí. Él me une a mí mismo y me ayuda a ser quien soy yo siempre”, refirió el músico, quien lució en el encuentro virtual una playera negra y una cabellera ligeramente despeinada.

Este sábado Vicentico les ofrecerá a sus fans mexicanos un concierto virtual en el que hará un repaso de su discografía como solista. Aunque aún no sabe lo que exactamente pasará, pues para él es complejo llevar a cabo un concierto sin ver a su público, está convencido de que los mexicanos son muy apasionados. Con respecto a México, el argentino dijo que es un país que disfruta mucho y al que ha descubierto desde diferentes perspectivas, ya sea a través de la música, el cine, el arte, la comida, la bebida o el esoterismo.

Sobre todo lo que me interesa es la cultura ancestral, la magia oculta y el esoterismo mexicano. Alguna vez he hecho algún ritual y más que gustarme, porque no puedes hablar como si fuera una comida que te puede o no gustar, me impactó, me ayudó en algunos aspectos y me espantó en otros y a la vez aprendí cosas”, se sinceró Vicentico sin ahondar en el ritual esotérico que realizó.

Deja tu comentario

Más información sobre:

loading...

Suscríbete y recibe las noticias en tu correo

* Obligatorio