Ashley Tisdale, una chica de miedo

8/07/2013

Cuando nos invitaron a ver la privadísima proyección de la nueva película Scary Movie V, jamás imaginamos que también nos iba acompañar la protagonista, Ashley Tisdale.

Ahí estaba, riéndose como una espectadora más. Sin miedo al ridículo, sin miedo a escuchar algún silencio en vez de risas, sin miedo a encontrar un nuevo éxito en el cine desde que terminó la serie de películas High School Musical. Sin miedo… a ser entrevistada, después de ver juntos, su nuevo filme.

– ¿No te dio miedo ver la película con periodistas?

– Y… me puse nerviosa, pero porque no la había visto antes.

– ¿Qué otras cosas te dan miedo?

– Las películas de terror. Me dan mucho miedo.

– ¿Y qué te hace reír?

– Las películas de miedo graciosas (risas). Me encanta reírme, no sé. Miro toneladas de comedia. Bridesmaids probablemente sea mi favorita; esa película me hizo reír muchísimo.

– Scary Movie V empieza con Charlie Sheen y Lindsay Lohan bromeando sobre sus problemas personales con la ley o los videos sexuales que aparecen en internet. ¿En tu caso, algunas veces piensas algo dos veces antes de hacerlo, por miedo a que aparezca en las noticias o internet?

– No vivo mi vida pensando: “¿Esto va a salir en las noticias?” Simplemente vivo mi vida. Me pareció realmente increíble que Lindsay Lohan o Charlie Sheen puedan burlarse de sí mismos. A mí me encanta cuando la gente no se toma todo tan en serio.
Graciosa, pero seria

– Para ser tan graciosa, Ashley Tisdale se toma su carrera muy en serio. Más allá de ser una de las estrellas más populares entre el público adolescente, tiene su propia productora de televisión con programas donde ella ni siquiera aparece en cámara, como el reality show Miss Advice, un proyecto dramático con la cadena de TV ABC y la próxima película de Disney Channel Cloud 9.

Tal vez sea ella la que mejor aprovechó su fama, desde que terminaron las películas High School Musical. Después de todo, Ashley era la única conocida del elenco cuando apareció con su personaje de Sharpay en el exitoso musical.

Apenas tenía ocho años cuando interpretó el personaje de Cosette en el musical Les Miserables. A los 12 años cantó en la Casa Blanca para el entonces presidente Bill Clinton. También se había convertido en una estrella de Disney Channel, gracias al rol de Maddie Fitzpatrick en la serie de los mellizos Zack & Cody, donde incluso ganó el premio Nickelodeon Kids Choice Awards como Mejor Actriz.

Con su fama de “buena amiga” en la serie de televisión, los productores de Disney dudaron en contratarla para ser la narcisista y egoísta Sharpay Evans de High School Musical, pero el riesgo valió la pena: la primera película del musical consiguió el mayor rating del canal, con 7.7 millones de espectadores, solamente en el estreno de Estados Unidos. Y gracias al CD de la música, Ashley se convirtió en la primera cantante femenina que debutó con dos canciones en los primeros puestos del ranking de ventas, con los temas What I’ve Been Looking For y Bop to the Top.

Tres cintas después, High School Musical todavía seguía siendo un éxito indiscutible y tal cual como lo había buscado su egoísta personaje, logró protagonizar su propia película, sin el resto de sus compañeros, con la versión de Sharpay’s Fabulous Adventure, inspirando en el camino otro éxito de TV como Glee. Además de darse el lujo de haber rechazado el rol protagónico de Vampire Diaries, Ashley es también la voz original del personaje Candance Flynn en el dibujo animado Phineas and Ferb y es la nueva protagonista de Scary Movie V.

– ¿Sigues manteniéndote en contacto con otros actores de High School Musical?

– No nos juntamos todos, pero estuve con Vanessa (Hudgens) hace dos días. Vivimos casi en la misma cuadra, ella es mi mejor amiga y la veo siempre. Hasta cuando está trabajando, nos hablamos por teléfono.

Y Zac (Efron) no para de filmar películas, pero muchas veces nos acordamos de algo y empezamos unas cadenas interminables de mensajes de texto, entre todos nosotros. Nunca paramos de hablarnos.

– ¿Crees que algún día harán una película, donde se burlen de High School Musical, de la misma forma que Scary Movie se burla de las cintas de terror?

– En television, con Saturday Night Live se burlaron bastante. No sé, creo que hubo suficientes burlas, no creo que hagan otra versión así.

– ¿Te costó liberarte del estereotipo de Disney Channel?

– La verdad, fue una lucha. No es nada fácil. La gente siempre dice: “Ah, es igual que Sharpay en High School Musical y tengo que insistir que hice muchas cosas antes de Sharpay y planeo hacer más después de Sharpay.

Con Scary Movie V estoy muy orgullosa porque tengo un personaje completamente opuesto al que me vieron antes y es una gran oportunidad. También siento que mi público creció conmigo. Algunos, probablemente ya están en la universidad y creo que tampoco me alejé de mis admiradores. Siempre quise crecer con ellos.

– ¿El hecho de tener tantos fans también afecta tus decisiones en tus trabajos?

– A lo mejor, cuando era más jovencita me afectaba. Pensaba todo demasiado, no quería hacer nada extraño, porque tenía admiradores muy jovencitos. Ahora, especialmente desde el último año, intento salir de mi zona de confort, como en Scary Movie V.
Éxito de miedo

Tratando de superar más récords de recaudaciones como los 800 millones de dólares de las anteriores versiones, la quinta Scary Movie sigue burlándose de las películas de terror además de otros éxitos del cine, agregando famosos como Lindsay Lohan, Charlie Sheen, Mike Tyson, Snoop Dogg o Usher que se burlan de ellos mismos.

La verdadera protagonista es realmente Ashley Tisdale, que en medio de sus sueños de bailarina al estilo Black Swan y con extraños eventos al estilo Paranormal Activity o Evil Dead, tiene que criar un bebé con dos sobrinas que quedaron solas en medio del bosque, con un curioso parecido a la película Mama.

Con el mismo sentido del humor que habían impuesto en otras épocas las películas Airplane!o The Naked Gun, Scary Movie V mantiene la tradición de burlarse del cine más serio.

– ¿Necesitaste coraje para filmar las escenas de sexo?

– Fue muy gracioso, pero también me puse muy nerviosa. Me acuerdo cuando hicimos la escena de lesbianismo, tuvieron que cortar muchísimo para que solamente fuera prohibida para menores de 13 años.

Definitivamente, había muchísimo más. Yo no paraba de decir “Esto es una locura”. También estuvo muy bien el director, porque en el momento de filmar las escenas más fuertes no dejó que hubiera más gente de lo necesario. Así me sentí más cómoda.

– ¿Y el beso apasionado con la actriz Erica Ash lo tomaste en serio o en broma?

– Definitivamente hubo momentos en que nos reímos, pero llegó el punto donde dijimos “Ok, tenemos que hacerlo”. En las escenas donde ella me pone el dedo en la boca, yo no podía parar de reír. Hubo una toma donde hasta Heather Locklear puso un dedo en mi boca, también. Pasaron cosas muy raras que no se ven en el cine (risas).

-¿Tu personaje de Sharpay hubiese pedido que se desinfectaran los dedos?

– (Risas) En realidad, Erica fue bastante valiente, porque yo justo había tenido una infección en la nariz y cuando tuvo que tocarme, le dije “Buena suerte!”.

– ¿Con tantas bromas en el rodaje, qué escena en particular te costó mantener la seriedad, en medio de tantas risas?

– Probablemente la escena del cuarto de baño con Molly Shannon. Creo que usaron para la versión final la única vez que no me reí. Debo haberme reído en cada toma, porque hasta los camarógrafos estaban tentados.

Lo que pasó es que el director David Zucker vino a decirme “Quiero que seas como Robert Stack (en la película Airplane)”.

Pregunté “¿Quién es Robert Stack’?”. Todos se reían diciendo “¿Cómo le vas a decir eso a alguien que tiene 27 años? ¡Claro que no sabe quién es Robert Stack!”.

– ¿Es verdad que las escenas donde se burlan de la película de terror Mama las filmaron después que ya habían terminado el rodaje?

– Fue gracioso, porque yo justo había visto la película Mama el fin de semana que la estrenaron y pensé que deberíamos habernos burlado también de esa película.

Y cuando me dijeron que íbamos a agregar escenas para eso, le vi bastante sentido. Los chicos, en verdad son los hijos de Charlie Sheen. También fue divertido usar una peluca morocha.

– ¿La parte de la película donde te toca decir “No necesito drogas para divertirme” fue una broma o lo dijiste en serio?

– Sí, yo nunca probé ningún tipo de drogas.

– ¿Si hoy te ofrecen hacer una sexta película de Scary Movie, aceptarías sin dudarlo?

– Sí, seguro.

Fuente: Excelsior

Deja tu comentario

Más información sobre:

loading...

Suscríbete y recibe las noticias en tu correo

* Obligatorio