El Papa Benedicto XVI improvisa conferencia ante sacerdotes de Roma

14/02/2013

Benedicto XVI habló de sus experiencias personales en el Concilio Vaticano II, y anticipó que “retirado en la oración” estará siempre cercano a los fieles.

El Papa Benedicto XVI, visiblemente en buena forma, improvisó hoy una conferencia que duró más de 45 minutos ante sacerdotes de Roma, en la cual habló de sus experiencias personales en el Concilio Vaticano II.

Poco después de las 11:30 hora local (09:30 GMT), el pontífice ingresó al Aula Pablo VI del Vaticano caminando por su propio pie, sin usar bastón y con buen humor. Antes de su largo discurso, tomó la palabra el cardenal Agostino Vallini.

“Padre Santo, no le escondemos que en nuestro ánimo se mezclan juntos muchos sentimientos: tristeza y respeto, admiración y nostalgia, afecto y orgullo”, dijo el vicario de la diócesis de Roma refiriéndose a la anunciada renuncia de Joseph Ratzinger al pontificado.

“En todo esto aceptamos la voluntad de Dios y acogemos de su amada persona la enseñanza de cómo se ama y se sirve a Cristo y a la Iglesia. A su dulce y fuerte ejemplo de vida quedaremos vinculados por siempre”, añadió.

Después de esta introducción el líder católico pronunció su mensaje, en el cual anticipó que “retirado en la oración” estará siempre cercano a los fieles. No pocos sacerdotes presentes se emocionaron e incluso lloraron.

Excélsior

Deja tu comentario

Más información sobre:

loading...

Suscríbete y recibe las noticias en tu correo

* Obligatorio