Estudian en aulas móviles 11 mil niños

4/01/2013

La Secretaría de Educación expone a las bajas y altas temperaturas a los estudiantes en 117 salones prefabricados.

En el estiaje estudian en hornos; en el invierno, en congeladores. La Secretaría de Educación en Jalisco reporta que 11 mil 528 alumnos reciben clases en aulas móviles o provisionales, por lo que se exponen en cada ciclo escolar a las altas o bajas temperaturas.

El argumento es que la falta de presupuesto en el Comité Administrador del Programa Estatal de Construcción de Escuelas (CAPECE) provoca que se opte por la adquisición de este tipo de estructuras para cubrir a un sector de la población estudiantil. Sin embargo, en municipios como Tlajomulco y Acatic los menores de edad estudian en estas condiciones desde 2008.

El CAPECE documenta 117 aulas móviles o provisionales en las que se imparten clases. De éstas, 19 se distribuyeron para estudiantes del nivel preescolar, 55 para alumnos que estudian primaria y 43 para los de secundarias. Por el tipo de materiales, el aceleramiento del deterioro que sufren estos salones es mayor que el de las aulas tradicionales.

La dependencia estatal tiene un déficit de 14 mil aulas para abatir la demanda estudiantil, construcciones que requieren de siete mil millones de pesos. Por ello la decisión de comprar salones provisionales para abaratar los costos y cubrir a un sector de estudiantes.

Hay un factor común en las escuelas en las que se decidió instalar este tipo de estructuras: los planteles están ubicados en zonas altamente pobladas o en situación de pobreza. En Tlajomulco de Zúñiga, por ejemplo, hay nueve escuelas con estas aulas móviles o provisionales; le siguen siete planteles en Tonalá y cinco en Zapopan. En Puerto Vallarta hay cuatro escuelas con estas estructuras.

Los fraccionamientos de Chulavista y Santa Fe, los más poblados de Tlajomulco, registran cinco planteles en los que se cubre parte de la matrícula con estos salones prefabricados.

Mientras 98% del presupuesto de la secretaría se destina a la nómina —con gratificaciones y estímulos millonarios para la plantilla laboral—, a la lista de problemas de infraestructura se añade que, en Jalisco, una de cada cuatro escuelas ni siquiera está conectada a la red de drenaje (utilizan fosas sépticas) y una de cada 10 no tiene conexión a la red de agua potable.

El próximo lunes se reinician las clases en Jalisco y, en el caso de los 11 mil 528 alumnos de educación básica que estudian en aulas móviles, deberán reforzar su vestimenta para soportar el frío durante las primeras horas de la mañana.

 

 

 

El Informador

Deja tu comentario

Más información sobre:

loading...

Suscríbete y recibe las noticias en tu correo

* Obligatorio